Migración de reemplazo: el plan de la ONU para promover la inmigración masiva hacia Europa y EE. UU.

Artículo publicado originalmente por BLes.com el 30 de julio de 2018

reemplazo1

Un informe titulado: Migración de reemplazo: ¿es una solución para las poblaciones en declive y el envejecimiento?” elaborado y publicado por la división de población de las Naciones Unidas (ONU) del año 2000, ya sentaba las bases para justificar la entrada masiva de inmigrantes en Estados Unidos y Europa.

El informe afirma que “en los próximos 50 años, se proyecta que las poblaciones de la mayoría de los países desarrollados se volverán cada vez más pequeñas como resultado de una baja fertilidad y una mayor longevidad”. 

La disminución de la población es inevitable en ausencia de migración de reemplazo. La fertilidad puede repuntar en las próximas décadas, pero pocos creen que se recuperará lo suficiente en la mayoría de los países para alcanzar el nivel de reemplazo en el futuro previsible”, detalla el documento.

El documento de estrategia establece seis posibles escenarios para cada país o región del mundo necesarios para cumplir con este objetivo.

En el escenario más severo, se requerirá un gran número de migrantes para “mantener la relación de apoyo potencial” (de una población) al más alto nivel.

En el caso de los Estados Unidos, en el escenario más extremo, el informe afirma que “sería necesario contar con 593 millones de inmigrantes entre 1995 y 2050, un promedio de 10,8 millones por año”.

Para 2050, de una población total de Estados Unidos de 1.100 millones, 775 millones, o el 73%, serían inmigrantes posteriores a 1995 o sus descendientes“, agrega el informe.

En el caso de Europa, el documento afirma que al menos 159 millones de trabajadores inmigrantes deberán ingresar en 2025 para “mantener el saldo actual de 4 a 5 trabajadores para un pensionista“.

El documento está recibiendo nueva atención a la luz de la crisis migratoria en Europa, que ha visto a más de 2 millones de inmigrantes ingresar al continente en los últimos años.

Las instituciones de la Unión Europea parecen estar de acuerdo con esta estrategia.

Anuncios

Feminazi

El término “feminazi” fue popularizado por Rush Limbaugh en 1992, un locutor de radio y comentarista político conservador estadounidense.3

Según el The Oxford Dictionary of American Political Slang (Diccionario de Oxford del argot político estadounidense), feminazi se refiere (peyorativamente) a “una feminista comprometida o una mujer de voluntad fuerte”.4​ El término es un acrónimo de los sustantivos feminista y nazi.5​ El presentador de programas de radio Rush Limbaugh popularizó el término entre sus oyentes.67​ En su libro de 1992 The Way Things Ought to Be (La forma en las que las cosas deberían ser), Limbaugh reconoció a Thomas Hazlett, profesor de economía en la Universidad de California en Davis, por haber acuñado el término.8

Limbaugh ha declarado que el término feminazi se refiere a “feministas radicales” cuyo objetivo es “hacer que haya tantos abortos como sea posible”49​ y un pequeño grupo de “militantes” a quienes distingue de “personas bienintencionadas pero mal orientadas que se llaman a sí mismas ‘feministas'”.10​ Sin embargo, el término se usó más ampliamente para el movimiento feminista en su totalidad;11​ Limbaugh lo ha usado en referencia a la Feminist Majority Foundation, entre otros grupos e individuos.9​ El sociólogo Michael Kimmel escribe en angry White Men: American Masculinity at the End of an Era (Hombres blancos enojados: la masculinidad estadounidense en el fin de una era) que el término ataca al feminismo al “fantasmagóricamente ligar campañas por la igualdad salarial, o seguridad contra la violencia y la violación, al genocidio organizado en el Tercer Reich“.7

Feminazi-spectacles